Ciencia

La NASA detecta por primera vez señal de radio FM proveniente de luna de Júpiter

La señal fue detectada por la sonda Juno

La NASA detectó por primera vez una señal de cinco segundos de radio FM percibida por la nave espacial Juno, proveniente de Júpiter. De acuerdo con el reporte, la señal se generó desde una de las luna del gigante gaseoso: Ganimedes y se trata de una ráfaga que fue percibida a finales de 2020. Esta se produjo cuando el campo magnético del planeta gigante interactuó con el de Ganímedes, una de las 79 lunas que orbita Júpiter y, también la más grande del sistema solar, superando el tamaño de Marte.

Es importante mencionar que Ganímedes no cuenta con una atmósfera, sin embargo tiene una magnetosfera poderosa, misma que se vuelve visible en la formación auroras y afectación a los océanos de agua salada del subsuelo del satélite natural.

Además de esta cualidad esta luna destaca porque se sospecha que alberga extremófilos, un tipo de microorganismo capaz de resistir a temperaturas y condiciones químicas extremas; es decir, un tipo de vida fuera de la Tierra.
Hace unos días Patrick Wiggins, embajador de la NASA en Utah declaró para ABC4 News que la señal “No es ET, es más bien una función natural”. Añadió que "un miembro de la sociedad astronómica de Salt Lake una vez construyó un radiotelescopio aficionado que podía detectar la radiación electromagnética de Júpiter". En lo que respecta a la existencia de vida extraterrestre, Wiggins dice que cree que hay vida ahí fuera, pero todavía hacen falta pruebas sólidas.

El descubrimiento fue publicado en la revista Geophysical Research Letters el año pasado. En el artículo de la publicación, se destaca la participación que ha tenido la sonda espacial, misma que se extiende por el ancho de una cancha de baloncesto y realiza largas órbitas en bucle alrededor del planeta. Antes de Juno las emisiones de radio aurorales eran detectadas de forma remota, utilizando radiotelescopios terrestres o antenas eléctricas a bordo de naves espaciales. Ahora, la trayectoria polar del orbitador Juno permite que la nave espacial cruce los tubos de flujo magnético conectados a estas lunas, o su cola, y da una medida directa de las características de estas emisiones de radio inducidas por la luna.

El objetivo de la misión de la sonda es descubrir una variedad de secretos que se esconden dentro de Júpiter, su estructura profunda y su evolución durante miles de millones de años. Algunos de estos descubrimientos ya han sido revelados y, gracias a que ha percibido la señal de radio, se espera que su misión se alargue un tiempo adicional.

De acuerdo con la propia Agencia Espacial, la nave continuará su investigación del planeta más grande del sistema solar hasta septiembre de 2025, o hasta el final de la vida de la nave.

¿Qué te parece esta noticia?

Deja tu comentario

Nuevo

  • Nuevo

  • Trending

  • Lo Mejor

Subir