Descubre los secretos de los hongos más raros y exóticos del mundo

Melena de león (Hericium erinaceus)

Melena de león (Hericium erinaceus)
Melena de león (Hericium erinaceus)

Esta curiosa seta es un excelente alimento cuando está joven, su textura es muy parecida a la de los mariscos y se utiliza mucho en la medicina china por sus propiedades antioxidantes y sirve para regular la glucosa en la sangre. También se utiliza para tratar el cáncer de estómago y esófago.

Amatista Impostor (Laccaria amethystina)

Amatista Impostor
Amatista Impostor

Es un pequeño hongo color purpura que crece mayormente en bosques de coníferas. Su brillante color va desapareciendo conforme el hongo crece y termina por marchitarse sin señales de haber sido de un color tan brillante, es por eso que se le conoce como Impostor. Este hongo es comestible, sin embargo no se le considera como una buena opción, ya que en muchas ocasiones estos hongos absorben grandes cantidades de arsénico de la tierra.

Hongo estrella (Aseroë rubra)

Hongo estrella (Aseroë rubra)
Hongo estrella (Aseroë rubra)

Este extraño hongo es originario de Australia, pero también crece en Nueva Zelanda y Tasmania e incluso se han encontrado especímenes en California y Sudáfrica.
Es reconocible por su olor a excremento o carne podrida, que atrae gran cantidad de moscas que esparcen las esporas de los hongos. No es comestible y aunque lo fuera, nadie se atrevería a probarlo por su olor tan repugnante.

Cuesco de lobo (Lycoperdon perlatum)

Cuesco de Lobo (Lycoperdon perlatum)
Cuesco de Lobo (Lycoperdon perlatum)

Estos hongos son muy comunes en bosques de coníferas o bosques con hojas secas. Son comestibles pero sólo cuando están jóvenes y aún son de color blanco, pues al madurar se vuelven de color café y su interior se vuelve seco y de una consistencia polvorienta. Cuando el hongo está maduro, libera un polvo con esporas a través de un orificio que tienen en la parte superior, pero para que eso pase deben ser apretados por la lluvia o la pisada de algún animal. Así que si un día te encuentras uno de estos puedes ayudarlo a liberar sus esporas dándoles un suave apretón, además de que las esporas son excelentes para heridas pues desinfectan, paran la hemorragia y aceleran la curación.

Gardinga (Chlorociboria aeruginascens)

Gardinga (Chlorociboria aeruginascens)
Gardinga (Chlorociboria aeruginascens)

Es una especie bastante común en los meses veraniegos y principios del otoño. Crece en cortezas de árbol que ya se han desprendido del tronco y están en proceso de putrefacción. Estos hongos no son venenosos, pero tampoco se acostumbra comerlos debido a la poca carne que tienen y a su sabor insípido.

El cigarro del diablo (Chorioactis geaster)

El cigarro del diablo (Chorioactis geaster)
El cigarro del diablo (Chorioactis geaster)

Este es uno de los hongos más extraños y escasos del mundo, ya que sólo crece en cortezas en descomposición de Cedros en Texas y de Robles en Japón. El hongo crece en forma de cigarro o puro de color negro cubierto de un tipo de pelo, pero al madurar se abre en forma de estrella al mismo tiempo que hace un sonido como de silbido liberando una nube de humo con esporas. Este hongo es tan raro que parece alguna criatura de otro planeta.

Jaula roja (Clathrus ruber)

Jaula roja (Clathrus ruber)
Jaula roja (Clathrus ruber)

Esta especie no comestible posee un olor fétido, descripto como de carne en descomposición, con lo que atrae moscas y otros insectos que le ayudan a dispersar sus esporas.
Antes de que el hongo se abra, el cuerpo posee una forma de huevo con un interior gelatinoso, y un color blancuzco. Sí bien no se ha confirmado sí este hongo es venenoso o no, su olor a carne podrida aleja a cualquiera que pensara en comerlo. En 1854 se reportó un caso de envenenamiento, pero ha sido el único, pues seguramente nadie más que ese pobre diablo ha sido tan tonto para probar algo que huele tan mal.

Coral violeta (Clavaria zollingeri)

Coral violeta (Clavaria zollingeri)
Coral violeta (Clavaria zollingeri)

Esta seta podría ser confundida con un coral marino por su forma y brillante color. Aunque no es muy común, crece en muchos lugares del mundo como Australia, Nueva Zelanda, Norte América y algunas partes de Asia. Esta especie no es venenosa y puede llegar a ser consumida, pero no tiene mucho valor nutrimental, su sabor es como el de un rábano o pepino y en grandes cantidades puede tener un efecto laxante.

Copa de vino (Cookeina tricoloma)

Copa de vino (Cookeina tricoloma)
Copa de vino (Cookeina tricoloma)

Esta especie crece en regiones tropicales y subtropicales sobre ramas marchitas de plantas con flores, troncos y a veces en frutas en descomposición. Las pequeñas copas de estos hongos miden entre 1 y 2cm de diámetro. Estos hongos son comestibles, pero no es común encontrarlos y su sabor no es muy dominante.

Matacandil (Coprinus comatus)

Matacandil (Coprinus comatus)
Matacandil (Coprinus comatus)

Este hongo es bastante común y se le puede ver creciendo desde la primavera hasta el otoño y se le encuentra en parques, pastizales y al borde de algunos caminos. Es comestible cuando el hongo es joven y de color blanco, ya que al madurar se vuelve más oscuro y segrega un líquido negro con esporas, debe de prepararse el mismo día que se recolecta, ya que no dura más de 4 a 6 horas fresco.

Crepidotus

Crepidotus
Crepidotus

No tiene un nombre común, pero mucha gente le conoce como sombrero estriado. La familia de estos hongos es muy extensa y hay muchas especies distintas, pero todas muy similares físicamente. Este tipo de hongo crece en Gran Bretaña e Irlanda en el verano y la gran mayoría son muy venenosos, incluso pueden causar la muerte.

Nido de pájaro (Cyathus striatus)

Nido de pájaro (Cyathus Striatus)
Nido de pájaro (Cyathus Striatus)

Estos hongos como lo dice su nombre, parecen nidos de pájaros con huevos en su interior, pero los “huevos” en realidad son bóvedas llenas de esporas, la parte exterior del “nido” es de una textura peluda y su interior es rugoso y con pliegues que sirven para que el agua entre y ayude a liberar las esporas. Este hongo no es comestible, pero tampoco se ha reportado que sea venenoso.

Cyptotrama asprata

Cyptotrama Asprata
Cyptotrama Asprata

No tiene un nombre común. Crece en muchas partes del mundo, pero en especial en zonas tropicales.
Se caracteriza por su color brillante y porque su “capucha” está cubierta de una especie de picos, que en realidad no son punzantes sino de la misma textura suave del hongo. Esta especie no es comestible.

Cielo azul (Entoloma Hochstetteri)

Cielo azul (Entoloma Hochstetteri)
Cielo azul (Entoloma Hochstetteri)

Este hermoso hongo se puede encontrar en Nueva Zelanda e India. No sé sabe mucho de esta especie, pero recientemente la universidad de Auckland y una gran compañía de alimentos Europea se han dado a la tarea de investigar a este azulado individuo para averiguar si es venenoso o no y en caso de que no lo sea poder convertirlo en colorante natural para alimentos y productos cosméticos.

Hongo de bambú o velo de novia (Falo Indusiatus)

Hongo de bambú o velo de novia (Falo Indusiatus)
Hongo de bambú o velo de novia (Falo Indusiatus)

Se encuentra en el sur de Asia, África, América y Australia, especialmente en zonas tropicales.
Considerado como un ingrediente de la alta cocina china, es rico en proteínas, carbohidratos y fibra dietética. Se usa mucho en la medicina china por sus propiedades antioxidantes y antimicrobianas

Deja tu comentario

Nuevo

  • Nuevo

  • Trending

  • Lo Mejor

Subir